Postres

Estrudel de manzanas a la canela

Con este finde de total invierno, apetece encender el horno para ganar 2 o 3 grados en la cocina..

¿Pero sabéis para que sirve la canela?

Pues…para hacer subir la temperatura del invierno, por eso se incluye en muchos postres de los países nórdicos y también se pone en el vino caliente que se toma en los mercadillos de navidad.

¿Queréis hacer algo rico con canela?

¿Que mejor que un estrudel de manzanas y uvas pasas….?

La receta en vivo con mi video aquí :

 

Anuncios

Crèps “Adam y Eva” para San Valentin

Repasando los videos que he colgado en mi canal YouTube, descubro una receta que hice en la tele hace unos cuantos años y que había totalmente olvidado… “Los creps Adam y Eva” para el día de San Valentin.

Eso si que es un postre económico, original y 100% casero que puede ser preparado la víspera tranquilamente, sin estres, para agradar a su Valentin (o Valentina)

Míralo en el video y seguro que mañana triunfarás…

 

 

Compota de mango y piña

En invierno apetecen mucho las compotas, pero a veces hay que innovar un poco, sobre todo con fruta de verano.

Hoy vamos a usar los mangos de la Axarquia de Málaga y la piña, frutas de invierno llenas de fibras y vitaminas.

Ingredientes para 4 personas:

  • 2 mangos maduros
  • 3 rodajas de piña madura
  • 4 cucharadas de leche de coco
  • Unas gotas de extracto de vainilla
  • 1 cucharada de azúcar (facultativo)

Preparación

Pelar y trocear los mangos y las rodajas de piña.

En una sartén calentar la mantequilla y echarle la fruta a fuego vivo. Remover todo y añadir el azúcar si lo quiere poner. Dejar que caramelice un poco y echar la leche de coco. Remover, añadir la vainilla y dejar cocer a fuego lento unos 8 minutos.

Pasar la batidora en la compota y servir tibio o frío acompañado de una bizcocho o de cualquier galleta

 

Tarta de manzana y filo

Ingredientes para 4 tartaletas

  • 4 manzanas tipo golden o reineta, 1 paquete de masa filo
  • 100g de azúcar, 100 g de mantequilla
  • Unas 20 de uvas pasas, agua de azahar

Preparación
Poner las uvas pasas en agua. Pelar las manzanas y cortarlas en daditos pequeños. En una sartén calentar la mitad de la mantequilla y echarle los dados de manzana, a fuego mediano. Remover y una vez que empiezan a ablandarse, salpicar con azúcar, subir el fuego y dejar 2 minutos para que caramelice un poco. Dejar enfriar media hora.
Cortar las hojas de masa filo y disponerlos en el fondo de los moldes de tartaletas sin tirar los desechos. Echar 3 o 4 hojas de masa filo, una encima de otra en cada tartaleta.
Repartir las manzanas encima y las uvas pasas escurridas.
Pintar lo que queda de masa filo (los trocitos inutilizados)con el resto de la mantequilla, una vez derretida esa en el microondas. Repartir los trocitos de masa encima de cada tartaletas como picos, así dispuestos.
Entrar en el horno precalentado a 170º y dejar 15 minutos maxi, cuidando para que la masa filo no se queme.

Magdalenas francesas tradicionales

Ingredientes para 16 magdalenas

  • 200 g de harina, 6 huevos, 2 sobres de levadura seca
  • 150g de mantequilla, 20 gotas de agua de azahar
  • Raspadura de naranja, 1 vaso de leche, 1 pizca de sal

Preparación

Mezclar con varilla el azúcar con los huevos enteros hasta que se pongan blancos.
Añadir el agua de azahar y la leche, mezclar de nuevo y añadir la harina y la levadura y por terminar la mantequilla y las raspaduras de naranja. Dejar reposar a temperatura ambiente durante 15 min.
Untar el molde para magdalenas con un poco de mantequilla para que sea más facil sacarlas después de cocción. Verter la preparación en los moldes cuidando no llenarlos del todo ya que la masa va a hinchar durante la cocción.
Enhornear en el horno precalentado a 240º, dejar esta tempertura 5 min y bajar hasta 200º. Dejar cocer 10 min o un poco más según la calidad del horno. (pinchar las magdalenas con un cuchillo: si sale la puntilla seca, las magdalenas esta cocidas)
Sacar las magdalenas del molde al salir del horno y dejarlas enfriar antes de comer.

Torrijas y “pain perdu”

Entramos en periodo de Semana Santa y las torrijas están por todas partes: casas, panaderías, pastelerías, restaurantes, etc. todo el mundo se quiere sobrepasar preparando la mejor torrija del mundo.

En muchos países del mundo las torrijas son parte de la cocina de aprovechamiento, pero en España se fabrica un pan especial para las torrijas. Antagonismo total en relación a una tradición de ahorro durante la cuaresma.

Las torrijas se inventaron para utilizar el pan seco, para no tirarlo y eso siempre iba acompañando eventos religiosos cristianos. Al principio se hacía justo después de la epifanía, para utilizar las sobras de pan de las fiestas navideñas, luego en varios países las torrijas se hicieron para los carnavales y ahora la torrija es estrechamente unida a la Semana Santa, por lo menos en España.

La receta cambia un poco según los países pero la base es la misma: transformar el pan seco en un postre rico, añadiéndole huevo, leche, azúcar o sirope, friéndolo o cociéndolo al horno tal como un bizcocho que luego se corta en lonchas.

En Canada, hablamos de “pan dorado” tradicionalmente servido con jarabe de arce. En Holanda, la torrija se llama “gewonnen brod” (pan ganado) para identificar el hecho de que es pan recuperado. En Francia se llama “pain perdu” (pan perdido). En Inglaterra hablamos de “bread and butter pudding”. (pastel de pan con mantequilla)
En Estados Unidos lo llaman “French toast” (tostada francesa) y en Mejico “Pan francés”.
Argentina y Uruguay se prepara la misma receta que en España y allí se llama “Torreja”.
En Suiza, la torrija es la “croûte dorée” (crosta dorada) y en Alemania hablamos de “Armer Ritter” (caballero pobre) lo que correspondería en Español a “ropa vieja” que significa arreglar una comida con ingredientes baratos o sobras. En Portugal, la torrija es un postre típico de Navidad, llamado “rabanadas”.

La torrija tiene mucho futuro todavía ya que las tendencias culinarias la integran en los postres los más finos de los restaurantes de lujo.

Hay que reconocer que las adaptaciones modernas dan mucho de si, y que una buena torrija acompañada de una bola de helado, una fruta fresca rica, rellena con crema, flambeada con run, acompañada de vino de Málaga o aromatizada con flor de azahar es todo un arte…

(La foto es una cortesía de mi tocaya Evelin Sanchez Jurado. Se lo agradezco ya que no tenía foto mía para acompañar mi articulo)

Tarta con “pralines” (garrapiñadas)

Esa es una de mis recetas de Canal Cocina
Ingredientes para 4 personas
  • Para la masa: 200 g de harina, 50 g de almendras molidas, 125g de mantequilla, 60 g de azúcar, 4 yemas de huevo, 1 pizca de sal
  • 300g de “pralinés” 60 g de nata espesa

Preparación

En un bol mezclar el azúcar con la mantequilla, añadir las yemas y por último la harina con la sal.
Preparar la masa con las manos (o con un robot pero a velocidad mínima).
La masa tiene que ser muy arenosa al principio y una vez bien trabajaba y lisa se llena el molde de tarta o el circulo y se guarda en el frigo, tapada con un film durante 3 o 4 horas.
Una vez pasado el tiempo de reposo de la masa, sacarla y picar el fondo con un tenedor.
Tapar la masa con un papel y un peso (garbanzos o lo que sea) y ponerla en el horno precalentado a 180º. Dejar cocer a 160º durante 35 minutos
Para el relleno:
En una cacerola anti adherente, mezclar la nata espesa con las “pralines” previamente partidas.
Dejar subir la temperatura, a fuego lento, hasta 112º (importante: el control de la temperatura con un termómetro.
Una vez llegado a esta temperatura, verter la preparación encima de la masa y dejar enfriar un rato antes de guardar en el frigo. Comer una vez bien compacta.